Desde el Análisis Genético KDNA Genomics Runner, se informa acerca de la influencia de la composición genética del deportista, en cuanto a su susceptibilidad personal a padecer una Discopatía Lumbar. Los discos vertebrales con la edad se degeneran, deshidratándose, por lo que van a ver reducido su tamaño (menor grosor). Este “desgaste” hace que se vea disminuida su función amortiguadora, incrementándose el impacto de la carga que soporta la vértebra. De forma que la aparición de la enfermedad discal degenerativa, se puede considerar como una evolución natural del envejecimiento del organismo, por lo que va a ser gradual en el tiempo. En el caso de la hernia discal, destacar que es una patología en la que como consecuencia de la degeneración del disco intervertebral (deshidratación), se produce un desplazamiento del mismo (núcleo pulposo), pudiendo llegar a contactar con la médula (a nivel central) o bien con la raíz nerviosa (lateralmente), e incluso comprimirlas, dando lugar a un intenso dolor e incapacidad funcional (rigidez de la columna vertebral). Es muy frecuente que la raíz nerviosa contactada se corresponda con el nervio ciático, dando lugar a un cuadro denominado ciatalgia.

Contacto
close slider