Desde el Análisis Genético KDNA Genomics Runner, se informa de la influencia de la composición genética del deportista, en cuanto a su susceptibilidad personal a padecer una rotura de Ligamento Cruzado Anterior (LCA) de la rodilla. El ligamento Cruzado Anterior (LCA) es fundamental para la práctica deportiva y su rotura (sensación de chasquido) es una lesión que se produce durante la misma. Su función consiste en estabilizar la rodilla cuando ésta da un giro. En esta ocasión consideramos que el conocimiento de su tendencia individual a padecer esta lesión puede ser de interés para el deportista, tanto por su gravedad (altamente invalidante), como por el riesgo que en el entrenamiento pueden representar determinados ejercicios: fase de entrenamiento de fuerza específica, contacto con el suelo durante rutina de saltos (entrenamiento pliométrico), algunos entrenamientos cruzados (esquí, etc.).

Contacto
close slider